Chupete: sí o no

Cuando nació M no me planteé si darle el chupete, lo único que sabía era que tenía que esperar un poco para que cogiera bien el pecho. Esperé un mes, tiempo suficiente para que la lactancia estuviera bien establecida, e intenté ponerle el chupete. Tampoco estaba muy convencida de la idea porque creo que es engañar un poco al bebé… pero también entiendo que ayuda a calmarles en momentos puntuales.

M nunca lo ha querido. He probado varios ya que me han regalado unos cuantos y ninguno le satisface. Lo chupa, pone caras raras y al final lo escupe o simplemente tiene una arcada.

Hace una semana aproximadamente se chupa las manos con ganas. Le ofrezco el pecho pero no es hambre. Entonces me viene un poco la duda de qué hacer: ¿le pongo o no el chupete? ¿Alguien con experiencia sobre el tema?

Anuncios

5 comentarios en “Chupete: sí o no

  1. Mi hija nunca lo ha querido. Tenemos varios y diferentes modelos tirados por todos lados que ahora a veces usa para jugar. Yo también esperé para empezar a ofrecérselo. Y nada, si lo quieren, bien y sino, también.
    Dáselo si quieres, pero sin forzar. Chuparse las manos es una fase normal, la fase oral, los bebés experimentan y así descubren cosas, así que no te angusties porque se chupe, en cuanto pueda se chupará los pies y luego todo lo que encuentre.

    • Gracias por compartir tu experiencia 😉
      Entiendo que esté en la fase oral lo que pasa es que lleva unos días chupándose con mucha intensidad y me preguntaba si el chupete podría calmarle más.

  2. Mi niña nunca lo ha querido, hace poco también hice un post super parecido al tuyo 😛 Y es que resulta que lo que le pasa a V (y seguramente a M por lo que explicas) es super normal, y no solo eso, además es sano y seguro, es el “tongue-thrust reflex”, que hace que cualquier cosa que no sea la teta, intente ser expulsada de la boca, hacen un gesto como de asco y empujan con la lengua hacia afuera, y si entra el siguiente reflejo es el de la arcada. Esas dos cosas son pura supervivencia, para evitar ahogarse con objetos extraños, y poniendoles el chupete los forzamos a desaparecer.

    Además de que todo son ventajas, al tener la boca libre casi todo el día aprendern a jugar más con la lengua y a practicar balbuceos para hablar, no se les irrita la boquita tanto, y no pasarán por el disgusto de tener que dejarlo 🙂 Si has tenido la suerte de que no lo quiere, mejor 😀

    Cuando V llora le pongo la teta, es mano de santo 😛

    • Gracias Chise por tu comentario. Si en el fondo siento que es un privilegio que no quiera el chupete pero me ha llamado la atención la intensidad con la que se chupa las manos y tenía la duda.

      La teta sí que es mano de santo 😉

      • Con las manos esta hace lo mismo, chupando pero con ruidillo y todo, la gente lleva meses diciendo “eso es que le están cuajando los dientes” pero a saber, yo creo que es simplemente que le gusta, y mira, lo tiene más a mano 😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s